Soy una Niña Bien.

Edición: Psicóloga Carolina Guzmán Sánchez ||Encuentrame en Doctoralia 
Modelo: Eli Luna || Fotografía: Carolina Guzmán “Alias”Carol J Angel

 

Querida mamá, te escribo estas letras como despedida.

Desde pequeña siempre he sido como tú has querido.

He usado vestidos de tiendas buenas. Me he comportado como lo que tú me decías que era ser una señorita. Nunca he levantado la voz ni he intervenido en una discusión en público para dar mi opinión. Preparo la comida y pongo la mesa para mis hermanos y mi padre. Me levanto la primera para retirar sus platos y lavarlos y que ellos no tengan que hacer nada.

Los sábados madrugo para hacer la limpieza semanal, aunque no paso la aspiradora hasta bien entrada la mañana para no despertar a mis hermanos. Pongo la lavadora y hago la colada desde los 12 años, sin mezclar los colores para que no se destiñan. Hago la plancha, con todas las camisas de la oficina de papá.

Voy a la Iglesia cada domingo, a primera hora.

A la salida paso a buscar al abuelito para desayunar juntos, y después me quedo ayudando a la abuela en la cocina para la comida familiar de cada semana. Sirvo la mesa, recojo la vajilla, friego todo para que la abuela no tenga que hacer nada. Y entretengo a mis primos pequeños, les enseño juegos, canciones, les hago dibujos para que coloreen y les leo cuentos.

Nunca llevo ropa llamativa. Jamás he usado tacones o una falda por encima de las rodillas. Ninguno de mis vestidos tiene escote, y con la combinación interior que llevo debajo evito cualquier transparencia.

No uso pantalones muy apretados para que no resalten demasiado mis formas. No enseño el ombligo con camisetas cortas ni marco mi pecho con tops ceñidos.

Jamás he hablado con un chico a solas. Solamente quedo con mis amigas para ir a hacer los recados, salir al mercado, o pasear por la verbena durante las fiestas del pueblo.

Hoy es el día de mi 18 cumpleaños.

Oficialmente ya soy mayor de edad y responsable de mis actos.

Sé que has querido educarme dentro de lo que tú consideras que es ser una mujer como Dios manda.

Pero hoy empieza mi vida.

Te dejo esta nota para decirte que las clases de guitarra con las monjas para tocar en el coro de la Iglesia han sido muy útiles. Me han admitido como guitarrista en un grupo de punk en el que cantamos sobre chicas que no llevan sujetadores ni se depilan las axilas. Que beben alcohol, le dan alguna calada a algún porro, y tienen sexo con desconocidos en los baños de los bares.

Mi canción preferida habla de una chica que, aburrida de ser la chacha en su casa, decide fugarse para siempre y empezar a vivir su vida, conocer compañeros que le enseñan que las tareas del hogar son cosa de todos, y que ser una buena mujer es ser una misma, no seguir los preceptos de un Dios que es distinto en cada cultura. La he escrito yo.

Vamos a hacer una gira mundial en la que salimos al escenario con una faldita de colegiala muy corta y un rosario al cuello. Nada más. Creemos que los pechos desnudos son una parte natural de la mujer y no hay que esconderlos, sino sentirnos bien con nuestro cuerpo, que no es un pecado que esconder sino una obra maestra que mostrar a la humanidad.

Te mandaré alguna postal desde el Vaticano cuando pase por Italia.

Me voy a vivir mi vida.

Espero que seas feliz por mi.

Por Irene Jímenez Garcia
En la red

pausa_prometosoltar_soyniñabien_revista_pazcana.jpg

Mujer, haz una pausa en tu camino y déjate pensar! @Mujer_Pazcana 
contacto@revistapazcana.com;revistapazcana@gmail.com; 
#MujerPazcana #VidaConCalidad #Pazcanar
@RedMBxElMundo #RedMBxElMundo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s